sábado, 10 de mayo de 2008

Lago León (Las Landas)

Uno de los sitios mas bonitos que hemos visitado durante nuestras cortas vacaciones ha sido el Lago de León, en Las Landas del suroeste de Francia. Un lugar de remanso y descanso, donde se pueden hacer todo tipo de actividades, sobre todo paseos en barca, recorridos turísticos. Tiene hasta una pequeño rincón, similar a una playa, donde puedes remojarte. La temperatura es algo más cálida que en la costa, porque la brisa del mar no se deja sentir tanto.
La carretera para llegar hasta allí, desde Moliets, donde estábamos nosotros, esta bordeada de pinares, arboledas, verde por todas partes. Y de vez en cuando hay pequeños establecimientos donde puedes comprar el famoso paté Landés, buenos vinos de la zona y artesanía.

Junto al Lago hay un camping público donde, por ocho euros, puedes pasar la noche, debajo de unos pinos en un lugar confortable lleno de mesas de madera y asientos corridos, con todos los servicios necesarios para la higiene personal, es decir: aseos y duchas. Y si lo prefieres, junto a él, hay un camping privado con más comodidades y servicios.


Una de las cosas que me ha sorprendido de nuestro viaje al país vecino, es la cantidad de zonas de acampada que existen. Las zonas de acampada municipales, son gratuitas a veces, y las que no son, no te cobran demasiado por una noche. Otra cosa son los campings privados, que cuestan algo más caros. El camping de S. Martin, en Moliets, donde estuvimos, nos gustó mucho, por la infraestructura del mismo, comodidades, servicios y cercanía de la playa.
Otra de las cosas que sorprenden de Francia es el color verde del paisaje, un verde húmedo y fresco muy bonito. Por no hablar de la cultura de las flores que tienen los franceses, que es exquisita, digna de tomar como ejemplo. Todos los jardines están perfectamente cuidados, hay flores por todas las partes y está todo muy limpio...perfectamente limpio. (Ya podía tomar ejemplo el Consistorio de Biescas). Un viaje para recomendar y una buena alternativa al turismo, para conocer sitios interesantes y diferentes, y adentrarnos un poco en otras formas de ver la cultura. Mucha de la gente de a pie con la que hemos hablado, saben español, lo cual nos ha sorprendido gratamente. En cambio, como contrapartida, en un camping de Cap-Bretón donde dormimos la primera noche, la camarera no tenía ni idea de español(son cosas del turismo), menos mal que con nuestro chapurreo del francés conseguimos que entendiera qué queríamos para cenar.
En definitiva, Las Landas, un lugar para volver y terminar de conocer.

3 comentarios:

unjubilado dijo...

En Biescas había un lugar precioso que llamaba la atención por sus flores y el cuidado exquisito con el que estaban colocadas y cuidadas, creo que venían de Francia a plantarlas.
Desgraciadamente ese sitio quedó arrasado y posteriormente abandonado en Agosto hará 12 años.
Era el camping "Las Nieves"
Saludos

ingelmo dijo...

Hola, estoy pensando en viajar a Las Landas el próximo agosto con mi mujer y mi bebé y me gustaría saber si en el camping que estuviste había bungalows, cabañas de madera o algo similar.

Un saludo.

Sofi dijo...

Hola Ingelmo, en el camping que estuvimos en Moliets había todo tipo de bungalows, te pongo el enlace para que visites su página
http://www.vayacamping.net/france/camping/saint_martin.asp?lang=es

Os gustará